Saltar al contenido

Cómo cuidar un perro recién nacido

septiembre 17, 2021
Cómo Cuidar Un Perro Recién Nacido

Nada más lindo y tierno que ver un cachorro recién nacido, cuando apenas puede mantenerse de pie y todo es dormir y comer, así como es tierno es necesario que tengan los cuidados necesarios para que crezcan lo más sano y fuertes posible. Si tienes algún perro recién nacido como mascota, aquí te daremos una guía de cómo cuidar de tu perro recién nacido.

Lo que tienes que saber de un charro recién nacido

Desde que nacen los cachorros necesitarán de un lugar tranquilo hasta que estén en la capacidad de socializar, es necesario que elijamos un lugar donde no existan corrientes de aire, ya que podría afectar la salud de nuestro cachorro; por lo contrario el lugar en donde tengamos a nuestro perro deberá ser un lugar cálido, todo esto si no tienen a su madre cerca. Si su madre está cerca debemos dejar que el cachorrito duerma con su mamá y sus hermanos, de ese modo aseguraremos que se alimente de la leche materna y tenga el calor de su familia.

Cuidar cachorros no es nada sencillo debido que a las primeras semanas son dependientes de su madre, recordemos que estos nacen ciegos y sordos, su madre los estará estimulando con la lengua para que empiecen a realizar sus primeras necesidades. Los cachorros se guían por el calor de su madre, así que por unos 15 días se mantendrán sin abrir sus ojos y tardarán unos 20 días en empezar a oír, pasado este tiempo comenzaran a dar sus primeros pasos, pero aun así seguirán dependiendo de su madre.

Luego de un mes, estos empezarán a ser curiosos, ya tendrán desarrollados sus primeros dientes con los que empezaran a morder tanto objetos como a sus hermanos y madre. Ya podrán sostenerse con relativa facilidad, así que empezarán a perseguir a su madre para que los alimente.

Pasos para cuidar a tus cachorros recién nacidos

  1. La temperatura será muy importante para los primeros días de nuestros cachorros, así que debemos ubicarlos en un lugar donde la temperatura se mantenga entre los 20 y 22 grados centígrados. Los cachorros no deben ser expuestos al frío y menos en las primeras semanas después de su nacimiento, ya que podrían enfermarse, así que si la temperatura está cayendo por debajo de los 20°C, puedes usar toallas envolviéndolos con cuidado, y sin apretarlos para que puedan moverse y así simular el calor de su madre, o acercar bolsas con agua tibia para causar el mismo efecto.
  2. Deberás estimularlos con un algodón húmedo, podrás hacerlo con agua tibia, esto con el fin de que los cachorritos empiecen a defecar y a orinar, esto lo tendremos que hacer para simular la estimulación de la madre. Harás esto cada vez que los cachorros coman.
  3. El lugar donde tengamos a nuestros cachorritos debe estar limpio, así que debes limpiar diariamente en donde se encuentre nuestro cachorro, cambiando al menos 3 veces a la semana las cobijas o paños que estemos usando para proporcionarle calor al cachorro.
  4. Los perros recién nacidos deben esperar al menos un mes y medio para ser vacunados, cuando hayan cumplido este tiempo de vida, será necesario que acudamos a un centro veterinario para que les coloque las vacunas necesarias, de lo contrario no podríamos evitar que los cachorros se enfermen gravemente y poder afectar su crecimiento, o en el peor de los casos, que nuestros perritos mueran.
  5. La desparasitación es igual de importante que la vacunación, por lo que deberás decirle a tu veterinario de confianza que te agende cita para la desparasitación de tu cachorro.
  6. Cuando empiecen a intentar caminar deberás simular los lametones de la madre, esto lo podrás hacer acariciando con tu dedo desde la cabeza hasta la cola, esta estimulación los ayudará a que aprendan a caminar con más facilidad.
  7. Las primeras semanas la alimentación es importante para el crecimiento de nuestro cachorro, si su madre no está será necesario que le demos de comer con un biberón cada 2 o 3 horas, no dejes que pase más tiempo sin comer, porque es importante que se mantengan hidratados, de este modo recibirá todos los nutrientes necesarios para que pueda desarrollarse bien.
  8. Pregúntale a tu veterinario, cual es la mejor leche para la crianza de nuestro cachorro, luego de un mes de nacidos ya podrás ir triturándole el alimento para perro, luego de triturar las croquetas puedes remojarlas en agua o en leche de forma que quede como una papilla para evitar que se ahogue con la comida.
  9. Si la madre está presente, será mucho más sencilla la alimentación, lo más recomendable es que la madre sea la que le dé de comer, la que lo estimule a sus necesidades fisiológicas y también a caminar. Pero si la madre no está será responsabilidad de nosotros cumplir el papel de la madre, todo esto para que el cachorro pueda sobrevivir y convertirse en un cachorro sano y fuerte.